Ésto también es “apoyo”

dance-83478_1280

Ya mismo comienzan los Festivales de Fin de Curso en nuestros centros y todos los padres y madres desean ver a sus hijos bailando, actuando, o lo que se haya preparado para ese gran día donde los niños son los protagonistas.

Los que me seguís asiduamente os habréis dado cuenta que le doy especial importancia a la psicomotricidad y el movimiento, ya que a través del movimiento los aprendizajes son más significativos.

Si no tenemos bien desarrollada nuestra lateralidad, esquema corporal, el control de movimientos de distintas partes del cuerpo… (siempre teniendo en cuenta la edad), nos será más difícil adquirir ciertos aprendizajes.

Cabe destacar que en nuestro modelo de enseñanza (en la mayoría de los centros), el movimiento está relegado exclusivamente a la asignatura de educación física, a algunas actividades de las asignatura de música y obviamente a la hora del recreo.

Nos encontramos por tanto en el final de curso con un momento perfecto para que los alumnos se muevan, aprendan secuencias de pasos, se desinhiban, etc.

Pero ¿qué ocurre con los alumnos/as de las aulas de apoyo?

A veces, que se aprendan un baile es complicado. Si por norma a todos los niños les cuesta dar dos pasos seguidos sin que se les traben las piernas, a muchos de nuestros ACNEAE se les hace todo un mundo.

Sin embargo, desde mi perspectiva de PT y maestra que participa en la organización del fin de curso, creo que es uno de los “momentazos” para que la inclusión brille por sí misma.

En mi centro (Colegio Madre del Divino Pastor) todos los alumnos/as de final de ciclo bailan, desde infantil hasta 4º de ESO. Todos los bailes/perfomance giran en torno a un mismo tema, y hasta ahora pocos niños/as del aula de apoyo se han quedado sin participar.

Eso ha sido gracias a las tutoras/es y profesores de EF de los alumnos/as, porque desde que se plantea el baile se tiene en cuenta la diversidad del aula para que todos puedan participar y aportar. No creo que se haga conscientemente, es algo que sale solo. Tenemos asimilado desde hace años que todos bailan, no es una opción, no bailan los mejores, no hay cribas, bailan las clases completas.

Por otro lado estamos las PTs al pie del cañón. Si el baile se le complica ahí estamos, reforzándolo en el aula, bajando a la hora del ensayo, animando y motivando.

Hay veces que se piensa que el estar enseñando un baile no es “enseñar”. Que se pierde el tiempo o que no es importante, que a lo mejor a ese niño/a le hace más falta otras cosas, pero yo soy fiel a mis principios y mis alumnos/as del aula de apoyo, siempre que de mi dependa (y gracias a mis compañeros/as) actuarán en el fin de curso, porque ésto también forma parte del “apoyo”.

Porque en definitiva ésto es la inclusión.

freedom-307791_1280

 

 

Anuncios

Autor: pilarle

Maestra de Educación Especial en el Colegio Madre del Divino Pastor (Andújar). Interesada en las nuevas tecnologías, las pedagogías alternativas y metodologías activa e inclusivas.

1 comentario en “Ésto también es “apoyo””

  1. Estoy totalmente de acuerdo y no cabe más que felicitaros por vuestra dedicación, casi sin límites, a este evento. El festival fin de curso de nuestro colegio se ha convertido en una de nuestras señas de identidad y en un bonito escaparate del trabajo en equipo que realizan alumnos y profesores. Enhorabuena.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s